El fracaso de la ceocracia de Armando Pérez en Belgrano

[facebook url=”https://www.facebook.com/golandpop/videos/622016448265146/” /]

Franceschi es Pérez, por lo tanto Pérez es responsable de este momento del Pirata, aunque su sucesor lo desmienta. Por acción u omisión, el expresidente tienen mucho que ver con la caída del modelo empresa, aún en una enmascarada sociedad civil.


Ya no hay viudas de Armando Valentín Pérez. Dónde quedaron aquellos que nos criticaban por agoreros y anacrónicos a los periodistas que, de vez en cuando criticábamos el autoritarismo de la continuidad del modo SA, con el que gobernaba Pérez.


Más allá de reconocer todo lo bueno, había que remarcar lo malo y no dar cheques en blanco a un empresario. El 81% de los concurrentes a la asamblea que eligió a Franceschi, porque era del partido “Perecista”. 


Pero indudablemente que este modelo depende de la economía y la década de Pérez (2005/2015) fue exitosa en tanto la coyuntura económica del país era viable. Con la crisis de hoy se cayó el castillo de naipes y hasta quebró su empresa: Tsu Cosméticos, con un modus operandi reñido con los convenios colectivos de trabajo de nuestro país.


Que esto sirva también para los socios de Talleres, quienes ya le aprobaron por goleada a Andrés Fassi, una cuasidemocracia. La diferencia entre Armando y el Zorro, es que éste último sabe de fútbol. Pero los dos comparten una manera de gobernar con la suma del poder público y eso es muy peligroso.


Hoy nos critican los de Talleres como antes nos insultaban los de Belgrano. 


No sea que en unos años, los Matadores dejen de criticarnos a los que planteamos matices, para repudiar a los que hoy apoyan sin el más mínimo límite racional.

MM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *